Tenemos que reconocer que nuestro presidente todavía no ha perdido la capacidad de sorprendernos.

Cuando supimos que el presidente daría una rueda de prensa y se hablaba de que el tema serian los indultos debemos reconocer que lo dudamos y que cuando oímos la referida rueda de prensa nuestra sorpresa aumento aun más.

Leonel se notaba tenso, molesto y frustrado. Parecía como si estuviera dando una explicación haciéndose violencia a si mismo. “Rebajándose” ante la prensa y “sometiéndose” a las insistentes preguntas sobre unos muy cuestionados indultos.

Y nos preguntamos ¿Por qué se sometió a eso? El presidente, entre sus atribuciones constitucionales tiene la de otorgar indultos en fechas determinadas. Así que ¿Por qué explicar más y batir mas algo que ya hedia bastante? ¿No caería esto en el olvido como todo lo demás si lo dejaban en paz?

Fue entonces que comenzamos a analizar qué tenía este incidente de diferente a los demás escándalos, numerosos, que ha propiciado este gobierno. Y descubrimos la causa…

Todos los escándalos del PLD, siempre, han tenido alguien a quien culpar. Si hasta el infame caso del retorcimiento de brazos a la suprema para hacerle malparir una sentencia aberrante en el caso de la SUN LAND tenía su chivo expiatorio, Félix Bautista.

Si algo ha cuidado el presidente como la niña de sus ojos, es su imagen. Es por eso que se ha eximido hasta de emitir noticias que puedan ser tomadas a mal por la población. Siempre hay un Temístocles Montas, un Vicente Bengoa o un Franklyn Almeyda que den la noticia y carguen con el costo político.

Pero en este caso, no había parachoques, pues un indulto, capacidad y atribución exclusiva del presidente. Decisión unilateral del mismo. Tampoco podía atribuírsele a nadie y es por eso que las criticas generalizadas de un pueblo que se sintió indignado y ofendido por una decisión malandrina solo tenia uno a quien culpar: a Leonel Fernández.

De ahí que intentara evitar que se siguiera maltratando de forma tan despiadada su tan celosamente guardada “imagen”. Si lo vieron tenso, molesto, frustrado, incomodo y desesperado, era por que lo estaba.

.